Coaching Salamanca

¿Qué es el coaching integrativo?

coaching integrativo Salamanca
  • ¿Sientes incomodidad o malestar en algún aspecto de tu vida y no sabes por qué es?
  • ¿Sabías que es posible alcanzar metas y cambiar cualquier aspecto de tu vida para alcanzar un bienestar integrado?
  • ¿Te gustaría transformar tu vida laboral, tu relación contigo mismo o con los demás?

El coaching integrativo es un método de acompañamiento, entre un coach y un coachee o cliente, que ve al ser humano desde múltiples perspectivas pudiendo lograr cambios sustanciales y duraderos de manera coherente, exitosa, integrando todas las áreas de su personalidad.

Se conoce como método integrativo, porque logra integrar y alinear las áreas más significativas:

  • Área trascendente, es decir nuestra energía, nuestra alma o conciencia y nuestra trascendencia del ser.
  • Área cognitiva o de pensamiento, nuestra parte más racional, donde procesamos toda la información y desde donde tomamos las decisiones para generar cambios en nuestras creencias transformándolas de limitantes a potenciadoras.
  • Área emocional, lo que nos pasa como lo sentimos, siempre en relación a qué tipo de creencias estamos teniendo.
  • Área fisiológica, es decir nuestro cuerpo y como nuestro cuerpo va reflejando nuestras creencias y nuestras emociones.

De esta manera el coachee encuentra la motivación necesaria, para llevar a la acción, aquello que requiere durante su estado actual, y visualiza como su estado deseado, pudiendo avanzar y lograr la consecución del objetivo que es la finalidad del proceso de coaching.

coach Salamanca

Esta metodología de coaching, proporciona una forma, un procedimiento, una estructura clara, para realizar el programa de acompañamiento, lo que facilita el trabajo del coach, y la mejora de la practica dentro del coaching, lo que fundamentalmente proporciona una gran diferencia con respecto a otros modelos o métodos de coaching, que no poseen una estructura clara que poder seguir.

Aquí hablamos de seis dimensiones:

  1. Encuadre, generación de confianza
  2. Definición del objetivo
  3. La exploración de recursos personales, y el impacto de nuestras acciones
  4. Opciones que nos permitas llegar a nuestro destino de una mejor manera
  5. Plan
  6. Tarea, para llevar a la práctica aquello que queremos ver realizado como objetivo.
coaching Salamanca

Niveles de profundidad del coaching integrativo

Existen tres niveles de profundidad que podemos alcanzar con el coaching integrativo:

  1. El nivel de inteligencia espiritual. Propósito de la vida, conexión de nosotros mismos con algo trascendente, esa conexión con algo más grande en nosotros mismos, con aquello que nos da sentido y propósito, dentro de un marco mayor. Cuando llegamos a conectar con este nivel es donde encontramos respuestas que ante no teníamos, y que le da sentido a la vida misma, y a todo aquello que queremos seguir haciendo con nosotros mismos en esta existencia.
  2. Competencias e inteligencia emocional. Todo aquello que hacemos pasa por nuestras habilidades internas, darnos cuenta que cosas nos mueven realmente, conectar con aquellas cosas que nos proporcionan mayor sentido y propósito, percibir las sensaciones y las emociones del otro, para poder ser asertivos en nuestra comunicación, y en nuestras relaciones interpersonales.
  3. Cómo llevo a la acción aquello que hago cotidianamente y que no me está funcionando, para cambiar la estrategia y la táctica y poder obtener mejores resultados. Siempre en el ámbito de las relaciones laborales, personales o con uno mismo.

¿Cuáles son los beneficios que puedo obtener a través de un proceso de coaching?

Los objetivos y metas establecidos durante un proceso de coaching son fundamentales para fomentar el crecimiento personal del coachee. Sin embargo, como coaches, es crucial trabajar con objetivos específicos y alcanzables. Estos deben ser realistas, tener límites de tiempo, ser medibles y, sobre todo, depender exclusivamente de las capacidades y habilidades del individuo.

Algunos de los objetivos y metas más frecuentes en el coaching personal incluyen:

  • Recuperar la confianza personal.
  • Recuperar la motivación en el trabajo.
  • Resolver conflictos con otras personas.
  • Superar situaciones de cambio, como mudanzas, cambios de trabajo o separaciones.
  • Modificar hábitos negativos.
  • Adquirir hábitos positivos.
  • Gestionar el estrés.
  • Aceptar la propia realidad personal, profesional o existencial.
  • Resolver situaciones complicadas.
  • Buscar propósitos claros.
  • Mejorar la actitud frente a ciertos problemas.
  • Concretar asuntos pendientes, como planes, proyectos personales o creativos.
  • Superar creencias limitadoras.
  • Enriquecer el presente y empoderarse.

En resumen, el coaching personal se centra en lograr metas tangibles que impulsen el desarrollo individual y la mejora continua en diversas áreas de la vida.

qué es el coaching

Descubriendo el Mundo del Coaching

En términos sencillos, el coaching representa una práctica profesional que busca guiar a los individuos hacia la consecución de resultados excepcionales en sus metas personales, económicas y existenciales.

En el transcurso de una experiencia de coaching, el coach (el guía) y el coachee (el cliente que experimenta el cambio) establecen una conexión durante un período limitado, generalmente entre 7 y 10 sesiones, con el propósito de alcanzar un objetivo específico.

La esencia del coaching personal radica en la construcción de una relación basada en la confianza entre el coach y el coachee. Para lograr esto, el coach sigue una serie de pasos, un método y una vía de comunicación, mostrando una apertura total y una disposición de servicio.

Es fundamental comprender que el coach no desempeña el papel de analista, terapeuta o amigo consejero. Su compromiso se centra en acompañar al cliente con una actitud profesional e íntegra.

Asimismo, el coaching se aparta de los conocimientos técnicos y preconcebidos para permitir que la intuición florezca, posibilitando la percepción integral de la persona. Nuestra visión global facilita que el cliente se vea a sí mismo de manera auténtica, brindándole la oportunidad de encontrarse consigo mismo.

¿Cómo es un proceso de coaching?

En el fascinante mundo del coaching, cada viaje comienza con la expresión de necesidades por parte del coachee, quien acude a nosotros en busca de orientación. Sin embargo, la primera tarea del coach consiste en establecer un marco claro, donde se expone al cliente la esencia del proceso y la naturaleza del coaching. Evitar la falta de claridad en los objetivos o adoptar demandas externas son situaciones que abordamos de manera habitual.

Continuando con este proceso, respondemos a la demanda inicial con una serie de preguntas poderosas. Estas preguntas estratégicas guían la atención y la conciencia del coachee hacia territorios que quizás no exploraría por sí mismo. Además, fomentan la visualización de posibles soluciones, destacando la capacidad mental creativa en primera instancia. Esto, a su vez, facilita que las acciones emocionales y materiales se ejecuten de manera alineada y casi automática, gracias a la transformación en la conciencia del cliente.

La confidencialidad

Para el coachee (o cliente), es crucial comprender la naturaleza de la conexión entre él y el coach (o la empresa). La confianza es esencial y cualquier incertidumbre respecto a la confidencialidad puede obstaculizarla. El profesional del coaching tiene la responsabilidad de preservar, en la medida posible, la confidencialidad y objetividad de su trabajo. Este desafío delicado implica la creación de un ambiente
de confianza, una tarea que no es sencilla. Sin embargo, se puede lograr mediante un diálogo abierto y fluido entre el coach y el coachee, respaldado por un espacio claramente definido según acuerdos previos.

¿Para qué sirve un proceso de coaching?

La práctica del coaching personal te permite alcanzar metas que podrían parecer inalcanzables por cuenta propia. Ya sea que busques crecimiento profesional, iniciar una nueva carrera, explorar tu creatividad, mejorar tu comunicación interpersonal o equilibrar diferentes aspectos de tu vida, el coaching se presenta como una poderosa herramienta y enfoque que impulsa el logro de objetivos y el mejoramiento del rendimiento individual a través del autoconocimiento.

El coaching personal está ganando cada vez más aceptación gracias a su habilidad para potenciar y facilitar cambios significativos en aquellos que lo practican. Es evidente que esta aceptación continuará expandiéndose en las próximas décadas, alcanzando lugares que hoy en día resultan inimaginables.

Los quiebres

Al referirnos al término «problema», hablamos de una situación objetiva que ocurre en un momento específico. Cuando empleamos la palabra «quiebre», nos referimos a la experiencia personal de una persona frente a ese problema.

Es esencial que todo coach tenga claro el objetivo de su cliente, es decir, la meta final que es alcanzar un estado de fluidez. Lograr el objetivo final significa fluir y llegar al anhelado estado de excelencia. La capacidad de fluir aumenta a medida que la persona enfrenta y supera quiebres a lo largo de su vida. La clave para salir de un quiebre es aprender y regresar al estado de fluidez.

En consecuencia, podemos concebir la vida como un proceso continuo de cambio personal, un fluir interrumpido por quiebres que, paradójicamente, contribuyen a un fluir más fluido en el futuro.

Estos cambios se manifiestan en dos aspectos:

  • En el ámbito de conductas y habilidades: Se desarrollan nuevas capacidades adaptativas mediante herramientas como el Mindfulness, entre otras, que son parte del crecimiento personal.
  • En el ámbito de creencias y valores: Este tipo de aprendizaje o coaching se centra en la Programación Neurolingüística (PNL), explorando y modificando las creencias y valores arraigados.
Scroll al inicio